espectaculos espectaculos
domingo 29 de mayo de 2016

"El rol de galán depende de la empatía que generás"

Victorio D'Alessandro está en Mendoza filmando un capítulo de la serie Ranchera con Osqui Guzmán que será dirigido por Diego Corsini

El más reciente actor porteño en subirse a Ranchera, la serie mendocina de unitarios en clave de road movie y comedia que creó y comanda el cineasta Miguel Grau Bassas, es Victorio D'Alessandro. El joven de 32 años, que saltó a la fama en la tira juvenil Casi ángeles, está desde ayer en Mendoza rodando escenas para uno de los capítulos.

Se trata del episodio que quedó pendiente el año pasado y que protagonizarán, además, el actor Oski Guzmán y la conductora de televisión mendocina Gisela Campos (Tardes compartidas, El Siete) en su debut actoral.

En esta producción, cada episodio es dirigido por alguien diferente y en este caso el elegido es el cineasta español Diego Corsini.

La creación de Grau Bassas aún no tiene fecha de estreno en la pantalla chica, pero cuenta con el apoyo de El Siete de Mendoza.

Aprovechando que D'Alessandro está en la provincia, Escenario dialogó con él sobre el personaje que interpretará y la novela internacional que empezará a rodar en julio.

–¿Qué nos podés contar del personaje que hacés en "Ranchera"?
–Mi personaje es el de un nene dentro del cuerpo de un pibe más grande. Es un tontón, pero muy querible. De alguna manera, infantiliza todo y tiene reacciones caprichosas. En el marco de esta dupla de secuestradores que hago con Osqui Guzmán, mi personaje es quien lleva la fuerza física. Ambos personajes son como un roto para un descosido.

–Ya habías venido antes a Mendoza por trabajo...
–Sí, pero estoy contento de estar en Mendoza porque antes fui para hacer algún show de Casi ángeles y he visitado por placer, pero es la primera vez que puedo trabajar tranquilo y por varios días.

–Mencionaste que habías venido a Mendoza con "Casi ángeles", ¿qué significó para vos esa etapa?
–Fue bárbaro. Fue un momento en el que me tocó estar en el centro de una producto que dependía de Cris Morena y que fue muy popular. Tuve la suerte de que el elenco fuera el mismo durante cuatro años, lo cual en la televisión argentina no es fácil. Además, esa novela se vendió a todos lados y eso me sirvió como vidriera. Por otro lado, aprendí lo necesario sobre disciplina del laburo, trabajar con cámaras de forma constante. Fue el puntapié para que me conociera la gente y los productores de Buenos Aires.

–¿Seguirás de cerca la explosión de las carreras de tus ex compañeras China Suárez y Lali Espósito?
–Sí. ¡Es increíble! No nos vemos tanto, porque todos estamos con nuestros respectivos laburos, pero tenemos una muy buena relación. Cuando nos vemos está todo bien y guardamos muchísimos recuerdos porque compartimos miles de horas de grabación, giras, teatro, de todo. Es inevitable terminar forjando una muy linda relación.

–¿Cómo fue la experiencia de hacer la serie "Círculos", que se vio por "América"?
–¡Espectacular! Hasta ahora, ha sido la mejor experiencia de mi carrera. Me encantó compartir con Hugo Arana y fue un privilegio que se la jugaran por mí, dándome la oportunidad de explorar otras facetas como actor. Con el apoyo del director y el resto del elenco pude desarrollar muy bien el personaje. Además, me introduje en el mundo del tango y pude cantar. Me encantó.

–¿Te cuesta que directores o productores vean más allá de tu faceta de galán?
–Al principio me pasaba más, pero después ya me vieron haciendo otro tipo de cosas. De todas formas, hay que entender que el rol de galán depende también de la empatía que generás con el público y el carisma que tenés. Tengo claro que ésta es una profesión en la que hay que seguir estudiando y perfeccionándose, que es también una forma de seducir.

–¿Qué planes laborales tenés para el resto del año?
–En julio empiezo a grabar una serie que me devuelve al rubro juvenil. Lo hace la productora Marcela Citterio, que trabajó en Patito feo y Cumbia Ninja. Se va a llamar Heidi y va a salir por el canal Nickelodeon. Lo bueno es que ya está vendida a Italia, España y Latinoamérica. Estoy con todos los preparativos para encarar el papel que me toca hacer.

–¿Te gustaría seguir tu carrera en alguno de esos países?
–Sí, claro. Me encantaría. Es algo que siempre tengo en la cabeza, pero hay que esperar el puntapié.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas