economia - inflación inflación
martes 04 de julio de 2017

Los continuos golpes al bolsillo no parecen tener correlato con las estadísticas oficiales

Los precios suben a un ritmo más lento, pero sostenido según los números oficiales. Para fin de año, el IPC estaría entre el 20% y el 22%

Aumenta el pan, aumenta la nafta, el colectivo, los remedios, las tarifas y todo lo demás en el menú de los bienes y servicios. Sin embargo, esa sensación de tener continuos "golpes" en el bolsillo no parece tener correlato con las estadísticas, que están mostrando un crecimiento de los precios más lento que meses anteriores. Por esto mismo, desde la Dirección de Estadísticas y Censos Económicos de Mendoza aún sostienen que la inflación anual bajará respecto al año 2016, pudiendo cerrar en 22% aproximadamente.

De todos modos, se aleja del 17% anual calculado al presentar el Presupuesto provincial en diciembre pasado, motivo por el cual, luego de las elecciones, los empleados públicos tendrán asegurada la reapertura de las paritarias.

Si se toman los índices de precios, desde enero en adelante sólo hubo saltos significativos en marzo, por el incremento de la luz, y en abril, por la nueva tarifa de gas. A mayo de este año, el acumulado de la inflación registraba 11%, y se estima que el índice de precios al consumidor de junio podría alcanzar el 1,5 aproximadamente, quedando en 12 y medio el porcentaje de inflación para el primer semestre.

En este escenario, desde la DEIE indicaron que no es imposible pensar que la inflación anual para Mendoza podría llegar al 22%, claro está sino existe otro incremento de tarifas o los precios no avanzan más de lo normal, esto es, un porcentaje que no llegue al 2% mensual.

Facundo Biffi explicó que no puede descartarse todavía que la inflación mendocina quede entre el 20 y el 22%, ya que "todavía se está bastante cerca de esa meta. Por supuesto, dependerá mucho de cómo se comporten las subas de las naftas de acá en adelante, pero ya los meses de inflación alta pasaron porque los aumentos de tarifas son anuales, no van a volver a aumentar. Entonces, si los precios toman su normal comportamiento, no queda muy lejos de lo planteado".

Como ejemplo, recordó que a mayo del 2016 el índice de precios había alcanzado el 5,1%; luego en junio del año pasado cayó a tres puntos, situándose en el 2%, y continuó en julio, con 2,3%; en agosto hubo deflación, con 1,2%, porque se dejaron sin efecto los tarifazos del gas; en setiembre fue también negativo, con 0,7%, y hubo una gran alza en octubre, cuando una vez aplicado el incremento del gas trepó al 4,7%. En noviembre retomó la línea y quedó en 1, 5%, mientras en diciembre fue del 0,6%.

En resumen, para el funcionario es muy posible que contando que la suba de precios continuará a igual ritmo, incluyendo la devaluación ya aplicada por el Gobierno nacional y ya aplicadas las nuevas tarifas de los servicios públicos, la inflación de los precios no debería crecer mucho más.

En tanto, comentó que a fines de esta semana estaría listo el IPC de junio para poder cerrar el semestre y confirmar las proyecciones.

Los números oficiales

numeros-oficiales.jpg

Fuente:

Más Leídas