economia - Brexit Brexit
jueves 21 de julio de 2016

Lo que el Brexit nos dejó

Desde Chimpay venimos desarrollando un concepto desde hace tiempo para referirnos a los mercados internacionales: la ciclotimia. Los mercados financieros siempre se han caracterizado por vivir momentos de irracionalidad extrema donde parece que el fin del mundo se acerca, y otros donde la euforia se descontrola y los precios suben y suben hasta las nueves, o como muchos dicen hasta que la burbuja se pincha. Luego de la crisis hipotecaria de Estados Unidos, con la recordada caída del banco Lehman Brothers, este fenómeno se ha intensificado. Todos recordarán que por aquellos tiempos llegamos incluso a hablar de la muerte del capitalismo.

Pero la realidad es que el mundo desde entonces entró en un proceso de fuertes cambios, de fuertes reacomodamientos de precios, pero también entró en lo que se dio a llamarse el "new normal" (nueva normalidad). Esto hace referencia a economías desarrolladas que se amesetaron, que pese a que siguen creciendo lo hacen a tasas bajas. Dicho en criollo: ni muy muy, ni tan tan. Si a este "new normal", le sumamos la ciclotimia propia del mercado, podemos concluir con simpleza que para los inversores se trata de un mundo de oportunidades. Es por esta razón que desde Chimpay siempre recomendamos aprovechar los momentos de pánico para comprar activos aprovechando la oportunidad, y luego tomar ganancia en los momentos de euforia descontrolada.

Hace pocas semanas nos tocó experimentar este fenómeno nuevamente. El ya célebre Brexit. ¿Qué fue el Brexit? El día jueves 23 de junio se realizó un referéndum en Reino Unido para definir su permanencia o salida de la Unión Europea (UE). Con el 51,9% de los votos triunfó la salida. No queremos profundizar en los aspectos políticos de este tema, ya que salieron muchas notas al respecto, pero si es interesante ver cómo se comportó el mercado. En los primeros dos días post-referéndum los mercados se desplomaron con caídas del 5% promedio en Estados Unidos y de dos dígitos en Europa, en Argentina también experimentamos caídas y un salto en el dólar. La realidad es que pocos días después los mercados ya están en valores superiores a los previos al Brexit, y el dólar en Argentina volvió a los mismos valores también.

¿Qué fue lo que pasó? La ciclotimia de los mercados. Si uno hace el ejercicio de ver los titulares de esos días, muchos llegaron a vaticinar el fin del mundo tal cual lo conocimos. Pero al final del día la realidad suele ser menos dramática. El temor hoy no es que pasará con Reino Unido, sino el miedo a un contagio hacia otros países miembros de la UE, peor aún a países que han adoptado el Euro. Desde nuestro lugar creemos que al margen del rédito político que puedan sacar algunos partidos nacionalistas, no vemos riesgo de caída de la zona euro, ni de nuevas salidas de miembros. La principal causa es que UK nunca adoptó al Euro como moneda, y mantuvo la Libra, lo que le daba cierto margen para salir de la UE. En cambio los países que incorporaron la moneda común deberían pagar altísimos costos en caso de querer salir, y podrían enfrentar un mix peligroso de devaluaciones incontrolables, default, caos económico y fuertes recesiones. Sería un suicidio en pocas palabras, una salida de la moneda común de un miembro unilateralmente. Algo que ya vimos con Grecia, que pese al elevado costo se mantuvo. Sí es probable que la UE quiera marcar la cancha marcar la cancha al resto mostrando lo que les pasará a quienes osen abandonar la unión. De ser así UK no la pasará bien en el corto plazo. Pero por ahora el riesgo está acotado.

Pero el cambio más importante que nos presenta el mundo actual es que hoy mandan los bancos centrales. Y este fenómeno para el mercado, al analizarlo en frio, significa que Estados Unidos, Europa, Reino Unido, y Japón seguirán ofreciendo tasas bajas, cercanas a cero, por un buen tiempo más. Y al final del día eso es una buena noticia para Argentina y para sus activos, que seguirán ofreciendo una interesante prima en su rendimiento. En síntesis: en el mundo tenemos plata barata por un tiempo más. Hoy los bancos centrales de las principales potencias nos ofrecen un piso al precio de los activos financieros a través de políticas monetarias laxas, nosotros como inversores debemos aprovecharlo.

Si vale la pena reflexionar que vivimos en un equilibrio peligroso, donde dependemos de los bancos centrales para que la fiesta siga. Por el momento seguiremos viendo que títulos de deuda a 5 años de países como Alemania, Francia, Japón y Suiza presentan rendimientos negativos. Por lo que el mercado seguirá recibiendo con los brazos abiertos emisiones de provincias argentinas, del gobierno nacional y de empresas. Por ello desde Chimpay recomendamos seguir de cerca este fenómeno para aprovechar las grandes oportunidades que se presentan.

El autor es Director y Economista Jefe de Chimpay S.A.
Chimpay S.A. es Agente Productor del Mercado de Capitales bajo el número de registro 535 de la C.N.V.

Fuente:

Más Leídas