economia - Mendoza Mendoza
jueves 29 de septiembre de 2016

Borsani propone un plan de pagos para preservar fuentes laborales de la vitivinicultura

El diputado nacional por Mendoza presentó un proyecto que implica beneficios respecto a los convenios de corresponsabilidad gremial.

Luis Borsani, diputado nacional por Mendoza, presentó un proyecto para crear un plan de pagos de la seguridad social de los convenios de corresponsabilidad gremial (CCG).

La iniciativa, que está exclusivamente ligada al trabajo de la vitivinicultura, implica que los empleadores puedan cancelar sus deudas de capital, multas firmes e intereses no condonados comprendidos hasta el 31 de julio de 2016, siempre dentro del CCG.

Así, el plan de facilidades consistirá en: primero, un pago a cuenta equivalente al 10% de la deuda total, que no podrá ser inferior a $ 500 y, segundo, por el saldo de la deuda resultante, hasta 60 cuotas con un interés de financiación del 1% mensual. La corresponsabilidad gremial -vigente hoy en Mendoza- consiste en que el empleador pueda reemplazar el pago mensual de aportes y contribuciones destinados al sistema de la seguridad social por uno diferido (denominado "tarifa sustitutiva") de los aportes patronales.

De esta manera, se garantizan los derechos del trabajador relacionados con la cobertura de salud para él y su familia a través de una obra social, la percepción de las asignaciones familiares, el acceso al Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA) y el seguro de desempleo. Sin dudas, la corresponsabilidad gremial es una herramienta que ha resultado idónea y eficaz para la cobertura de los trabajadores y sus familiares. Logrando, incluso, no desatender características de la industria vitivinícola, como la estacionalidad y la alta rotación de la mano de obra.

"Este proyecto que estamos presentando tiene como objetivo preservar las fuentes de trabajo del sector vitivinícola, que es el alcanzado. Consideramos que si a los regímenes ya vigentes, se le suma esta nueva herramienta financiera será de gran ayuda al sector. También, es una iniciativa que va en línea con los incentivos que estamos generando para apoyar y mejorar las economías regionales", detalló el diputado radical. Y agregó: "Se trata de un sector que promueve el trabajo calificado en las provincias andinas y genera divisas para nuestro país por medio de la exportación de productos de alto valor agregado. Es realmente sustancial".

En este sentido, hay que enumerar las razones por las cuales muchos productores no pudieron en los últimos años hacer frente a sus obligaciones tributarias y recursos de la seguridad social en tiempo y forma.

Las dificultades económicas y financieras que ha sufrido la industria vitivinícola en las provincias productoras, sobre todo desde mediados de 2015 en adelante, y las inclemencias climáticas, que han llevado a tener que declarar en estado de emergencia y/o desastre agropecuario importantes extensiones productivas de Mendoza. Estos dos grandes factores han tenido como fatal consecuencia la baja en la rentabilidad y, por consiguiente, en la competitividad de los productos vitivinícolas. Por ello, los trabajadores del área se están viendo tan complicados con este crítico panorama.

Cabe recordar, que de aprobarse esta iniciativa, se sumaría a otra similar propuesta por Borsani y convertida en ley el pasado agosto. Nos referíamos al régimen de beneficios para productores agropecuarios de todo el país de zonas declaradas en emergencia. A través de la ley de reparación histórica de jubilados, el diputado mendocino logró que se introdujera un plan de pagos de hasta 90 cuotas y con un interés de financiación del 1% mensual. Hoy está vigente. Al igual que en dicho caso, para la presente ley la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) será la autoridad de aplicación.

Fuente: Prensa Luis Borsani.
Fuente:

Más Leídas