cholunotas - Taylor Swift Taylor Swift
miércoles 11 de mayo de 2016

Su antidieta

Desayuna fajitas, queso parmesano y huevo frito. No se priva de nada. Su secreto, dice, es cocinar todo lo que consume. Una nutricionista analizó la rutina que sigue la famosa modelo y cantante

La estrella del pop es amante del los cafésLa estrella del pop es amante del los cafésCrédito: taylorswift
La talentosa cantante y modelo estadounidense Taylor Swift concedió una entrevista a la revista Bon Appetit donde contó el estilo de vida que lleva para tener un cuerpo tan sano como escultural. No se trata de un régimen estricto sino, muy por el contrario, de seguir una dieta saludable y equilibrada que sigue rigurosamente de lunes a viernes para tomarse todas las libertades a lo largo del fin de semana.

La reina de la moda halló la manera ideal de apostar al cuidado de su cuerpo sin esfuerzo, ya que en diversas ocasiones había afirmado no poder seguir lineamientos estrictos ni hacer sacrificios.

Swift remonta su amor por la cocina a los tiempos de su infancia cuando su pasión por este arte la llevó a aprender mucho de lo que hoy aplica y a lo que, según comenta, le dedica mucho tiempo. Tomó clases con la reconocida chef de cocina Ian Garten fundadora de Barefoot Contessa y, siempre que el tiempo se lo permite, implementa sus recetas simples en su dieta diaria.

En las redes hacen furor sus fotos de home-made foods, en especial aquellas que postea en Instagram fotos de platos hechos por ella, desde galletas recién horneadas hasta tortas conmemorando el Día de la Independencia de los EEUU (4 de julio). Pero no solo la repostería es su fuerte, también asegura cocinar deliciosas pastas y hasta se anima a hacer exquisitas barbacoas.

Consultada respecto de los beneficios de cocinar lo que se come, la médica nutricionista Andrea Miranda (MN 149.634) sostiene que "controlar los ingredientes que se utilizan, así como también las calorías que ingerimos, ayuda a estimar el gasto para dicha actividad y a ahorrar en determinados ingredientes". Y uno de los beneficios adicionales de la cocina casera es que para muchos tiene propiedades terapéuticas ya que despierta la creatividad, el afecto, la relajación y permite conectarse con uno mismo y con quien participe en la elaboración del plato.

La dieta Taylor Swift

(lunes a viernes, los viernes solo permitidos)

Desayuno
Es la comida más importante del día. Taylor que abre su jornada comiendo tortillas (o fajitas) de trigo con jamón, queso parmesano y huevo frito, que acompaña con un vaso de jugo de naranjas recién exprimidas. Éste es su menú diario, y lo prepara con productos bajos en grasas, azúcares y gluten. Según confesó a Bon Apetit, le "ayuda a ser moderada durante el resto día".

Almuerzo
Durante la semana cumple con una dieta balanceada y baja en grasas que consiste en ensaladas, yogures y sándwiches. Evita cualquier bebida con azúcares agregados.
En el almuerzo un sándwich de pollo con limonada de lavanda le aportan a la máxima It Girl suficiente energía para seguir la jornada.

Cena
Por las noches, suele consumir pescado y frutos de mar. Uno de sus platos preferidos para la cena es una receta simple de la chef Ian Garten que le lleva apenas 20 minutos de elaboración: salmón recién pescado con mostaza y arroz.

Más allá de las recetas puntuales, la dieta saludable que defiende Taylor se basa en incorporar alimentos indispensables para un cuerpo sano: proteínas, hidratos de carbono y grasas.

Las grasas merecen un párrafo aparte ya que juegan un rol fundamental en cuanto a las distintas funciones de nuestro organismo. Existen determinadas grasas esenciales que el cuerpo no produce y por ello es preciso incorporarlas a través de los alimentos que ingerimos. Tal es el caso de los ácidos grasos esenciales, Omega 3 y Omega 6, presentes en aceites de girasol, maíz y pescados, entre algunos ejemplos. Ésta clase de grasas resultan indispensables para un óptimo funcionamiento del organismo. La proporción de grasas esenciales recomendada asciende al 30% de la ingesta total diaria.

Agua, agua y más agua
El agua es el principal aliado de la dieta de Taylor Swift. Más aun, sus amigos dicen que siempre lleva una botella consigo y que además guarda un stock en su coche. En promedio bebe más de 10 botellas de agua por día.

Fin de semana libre
El viernes por la noche le da inicio a su fin de semana de permitidos, dándose el gusto con uno de sus platos favoritos: pizza, pero sin gluten. También suele deleitarse con los tradicionales hot dogs de carritos, tomar helados y disfrutar de los manjares que ama hornear. Aprovecha para cocinar delicias al horno, sobre todo repostería.

Amante del café
Las bebidas latte son sus preferidas, en particular las de sabor vainilla y aquellas con especias. Sin embargo, también crea sus propias combinaciones inspirándose en libros de recetas o autores que sigue como Joy the Baker.

Los indispensables en su dieta abarcan seis ingredientes: rodajas finas de jamón o pollo, queso parmesano, gaseosa light, huevos, naranjas para exprimir y algo dulce para picar porque, al parece, los dulces son su debilidad y no se priva de sus frecuentes antojos.

No obstante, la especialista entrevistada por Infobae sostiene que tener fines de semana de "permitidos" es aceptable siempre y cuando se mantenga una alimentación saludable ya que advierte que "un estilo de vida óptimo implica incorporar una alimentación sana, en cuanto cantidad y calidad, de lunes a lunes".
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas