cholunotas cholunotas
lunes 18 de abril de 2016

Julián Weich: "Ayudar es una manera de ser feliz"

Pensar en el otro. El actor, conductor televisivo y embajador de Unicef en la Argentina asegura que ser solidario "es lo más egoísta que hay porque primero te hace bien a vos"

Sin lugar a dudas, si hay alguien que es sinónimo de solidaridad en la Argentina ese es Julián Weich. "Ayudar es una manera de vivir y de ser feliz, hay que practicarlo", asegura sin medias tintas quien ocupa el cargo de embajador de Unicef en Argentina.

Weich, además de alcanzar el éxito como actor y conductor televisivo, ha transitado como pocos el camino de la ayuda al prójimo. Es autor junto al emprendedor Andy Freire del libro 5%, de editorial Aguilar. Allí plantea -entre otros conceptos- que donado el 5% de su tiempo cualquier persona puede cambiar el 100% de la vida de otra.

El año pasado Weich decidió adoptar dos jóvenes de Mozambique a los cuales educa como si fueran sus propios hijos.

En una entrevista concedida al diario La Capital de Rosario, Weich se animó a revelar detalles del espíritu solidario que hoy gobierna su sentir, su transitar y que lo transformó en un auténtico símbolo de estas causas. "Ayudar es una manera de vivir y de ser feliz", aseguró sin dudar. "Es una forma si se quiere relajada, reconfortante y divertida de vivir. Yo la practico e invito a la gente a que la practique".

–¿Cuándo te diste cuenta de que era importante en tu vida?
–En la solidaridad, uno va asumiendo cosas de a poco, con el paso del tiempo. Mis padres siempre fueron muy solidarios. No por tener mucho, sino por estar atentos siempre a lo que necesitaban los demás. Y un día me di cuenta de que no podía dejar de ser solidario. Uno cuando está en esto, no puede irse. Y empieza a darse cuenta de que no es que saca tiempo, sino que brinda muchísimas alegrías. No es una carga, no es un trabajo, no es una pérdida de tiempo; la verdad es que se transforma en una enorme ganancia.

–¿Es mejor tener casos emblemáticos como bandera?
–Siempre digo lo mismo cuando me lo preguntan: no hace falta pasar por una tragedia personal para darse cuenta de que se necesita ayudar a alguien. No hay que pensar que algo te tiene que pasar a vos para empezar a movilizarte. Hay que hacerlo igual.

–¿Cómo describirías, con todo lo que has visto y vivido la sensación de hacer el bien?
–Hacer el bien, hace bien y es egoísta. Ser solidario es lo más egoísta que hay, porque te hace bien a vos. Y la gente a veces no te cree, pero tiene que probar. Yo siempre digo: hagan lo y se van a dar cuenta de que es pura verdad.

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas