cholunotas cholunotas
lunes 18 de julio de 2016

El romance de Kate Rodríguez con un futbolista

La diosa panameña de Polémica en el bar sale hace dos meses con el futbolista y figura del Granate. Se conocieron cuando ella lo entrevistó para el ciclo de TyC Sports donde también trabaja.

Kate Rodríguez, la diosa panameña de Polémica en el bar de 26 años, también exbailarina de ShowMatch está saliendo hace dos meses con Lautaro Acosta, alias el Laucha, delantero y figura del Lanús campeón que bailó al San Lorenzo de Tinelli (vaya paradoja) en la final del torneo Transición 2016.

Todo comenzó el 4 de marzo, durante una emisión de Tocala, ciclo de las medianoches del canal de deportes TyC.

Martín Souto, su conductor, entrevistaba al futbolista, que estaba en un móvil desde la cancha de Lanús (tras un 3-0 a Newell's). Y de entrada nomás, tras las primeras consultas del movilero, le dio paso a Kate, quien estaba con muchas ganas de hacerle preguntas a Lautaro.

"Usted me parece un chico muy lindo...", le dijo sin dudarlo. "Soltero", le aclaró Acosta, provocando el "¡eeeeeeh!" de todos en el estudio.

"Deme una vueltita, por favor", siguió la panameña. Luego le preguntó por la altura ("1,70 rasguñando") y el número de calzado ("No sé si querrás saber por la ley, pero 39-40"). Y quedó en ir a visitarlo. La excusa: unas clases de bachata: "Si usted no sabe, no importa. Yo le enseño", le avisó la morocha.

kate1

Así fue. Dos semanas después, el 20 de marzo, Kate Rodríguez cubrió la victoria de Lanús sobre Boca (fue 2-0 con un gol del Laucha) y tras el partido llegó el primer encuentro cara a cara. "¿Qué se siente que uno esté ahí abajo y vea un montón de gente arriba gritando su nombre? Debe ser una excitación tremenda", le preguntó la panameña. Y hasta hubo presentación de los dos hermanos de Acosta. "Tienen un hermano divino", les dijo.

kate2

Después Lautaro visitó el piso de Tocala. Y allí siguieron los palitos de un lado y del otro con la Negra. La buena onda entre ellos traspasaba la pantalla. Hubo intercambio de teléfonos y luego llegaron las primeras salidas: semanas atrás fueron a bailar a Kika, un boliche de Palermo Hollywood, y otra noche fueron vistos en Brujas, un bar de Plaza Serrano. Hubo mimos, besos y sonrisas que indican que la relación avanza.




Fuente:

Más Leídas