cholunotas - Estados Unidos Estados Unidos
domingo 28 de agosto de 2016

Dio por finalizada su relación con la farmacéutica Mylan

Fue después de hacerse público que la empresa ha aumentado el precio del medicamento en un 500% en apenas nueve años.

La actriz Sarah Jessica Parker ha dado por finalizada su etapa como portavoz de la farmacéutica Mylan después de hacerse público que la empresa ha aumentado el precio del medicamento en un 500% en apenas nueve años. Hasta ahora, la famosa intérprete había ayudado a la farmacéutica a concienciar al mundo de la importancia de contar siempre con inyecciones de epinefrina -comercializado bajo el nombre de EpiPen- para evitar los ataque anafilácticos que puedan sufrir aquellas personas con alergias severas.

En un sentido post publicado en su perfil de Instagram, Sarah Jessica ha anunciado su decisión de desvincularse de la compañía en un acto de solidaridad con aquellos que, como su hijo James (13) -fruto de su matrimonio con Matthew Broderick-, necesitan los autoinyectores de EpiPen pero que no pueden pagarlos a causa del abusivo incremento en su coste.

"Hasta hace poco he estado involucrada en una iniciativa para concienciar sobre los riesgos de la anafilaxia [reacción alérgica grave que puede provocar el cierre de las vías respiratorias]. Esta es una lucha muy importante para mí, pues la vida de mi hijo está siempre amenazada por su alergia a los cacahuetes. Los autoinyectores de epinefrina son una parte vital de la salud de mi familia, así como de la de aquellos que también están en riesgo. Hace poco he sabido que el precio del EpiPen ha sido incrementado de manera sistemática por Mylan hasta el punto de convertirlo en un artículo inalcanzable para muchas personas. Estoy decepcionada, triste y muy preocupada por las acciones de Mylan. No perdono esta decisión y en consecuencia he dado por finalizada mi relación con ellos", informaba la artista.

Aunque Sarah ha cortado de raíz su vínculo con la empresa, espera que tanto su alegato como el de todas aquellas personas que se han manifestado en contra de este aumento desmesurado de sus precios, sirvan para remover conciencias dentro de la empresa y conseguir que el EpiPen vuelva a ser un medicamento accesible para todos.

"Espero que consideren seriamente las voces que se han alzado de todos los millones de personas que dependen del dispositivo, y lleven a cabo una rápida acción para disminuir el precio y hacer que las inyecciones sean más asequibles para aquellos para los que son una necesidad vital", pedía la actriz en el mismo mensaje.

A lo largo de la última semana, el coste del EpiPen ha sido un tema de debate continuo en Estados Unidos después de que numerosas asociaciones demostrasen que el precio de dos inyecciones de epinefrina -el paquete que normalmente se puede obtener en una farmacia- ha aumentado desde los 100 dólares (89 euros) que costaba en 2007 hasta los 600 dólares (531 euros) que cuesta actualmente. De hecho, la preocupación de los consumidores ha llegado a tal calibre que varios miembros del Congreso estadounidense ya han exigido respuestas a la farmacéutica antes sus acciones.


Fuente: BangShowbiz

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas