A Fondo - Colesterol Colesterol
jueves 05 de octubre de 2017

Somos aún más neandertales de lo que creíamos

El genoma de una hembra hallada en Croacia revela la influencia de la otra especie humana inteligente en la salud humana, desde los niveles de colesterol a la esquizofrenia.

La primera secuenciación del genoma neandertal, dada a conocer en abril de 2010 por Svante Pääbo, director del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva, reveló un dato científico que transformaría para siempre lo que creemos saber sobre nuestros orígenes como especie.

Y no es otro que todos nosotros, con la excepción de los africanos, llevamos en nuestro ADN la huella de esos homínidos, con los que convivimos en Europa durante miles de años.

Ahora, un equipo de la misma institución, dirigido por Kay Prüfer, ha logrado secuenciar con altísima calidad el genoma completo de otro neandertal, en este caso una hembra que vivió hace 52.000 años en la cueva de Vindija, en Croacia.

Los resultados, publicados en la revista "Science", no solo confirman el legado que nos dejó la otra especie humana inteligente, sino que demuestra que es aún mayor de lo que se creía. Los genes que heredamos pueden tener una importante influencia en nuestros niveles de colesterol, la grasa que acumulamos en el abdomen, el riesgo de sufrir esquizofrenia y otras enfermedades.

En total, los investigadores ya han secuenciado cinco genomas neandertales, pero, hasta la fecha, solo uno dado a conocer en 2013 había aportado datos de calidad: un individuo encontrado en Siberia, conocido como el neandertal de Altái, que vivió hace 122.000 años en las montañas siberianas. Los otros tres, menos definidos, provienen de ejemplares hallados también en la cueva de Vindija y en la de Mezmaiskaya, en Rusia.

Fuente:

Más Leídas