A Fondo - Alfredo Cornejo Alfredo Cornejo
domingo 07 de agosto de 2016

No sólo en pokemones se interesa Mendoza

Después de Tinelli... cazamos bichitos. Pero pasaron otras cosas. Como la visita de Pigna. O el plan de energías renovables

Decía, con buena puntería, una periodista porteña que hoy es más fácil cazar pokemones que entender la política criolla.

Una opinión más dentro del gran torrente verbal que se derramó en estos días en torno a los bichitos virtuales que distribuye Nintendo.

Pasamos de una semana en que sólo se habló de Tinelli a otra en que sólo se habla de Pokémon GO.

¿O sea que venimos en subida o en bajada? ¿Evolucionamos, como especie, o caemos en picada, como les place a los apocalípticos?

Lo más probable es que ni lo uno ni lo otro. Que dé casi lo mismo.

No podemos vivir sin el chupete de cada día. No podemos vivir sin fútbol. Sin circo.

Hebe, el Víctor, Gullé, Pigna...
Pasaron otras cosas por delante de nuestras narices además de los pokemones.

Pasaron los presumibles insultos de Hebe de Bonafini a la Justicia: "No les tenemos miedo a estos hijos de puta". Y a sus objetores: "Después de lo que nos han difamado, la verdad, me chupa un huevo".

Monólogo archisabido con previsible adhesión mendocina. Como la del diputado Guillermo Carmona, que eligió en Twitter al 10 como línea argumental: "El sentido común de Diego Maradona, del que carece el juez M. de Giorgi: 'Pienso en mi madre y no puedo creerlo...'".

Pasó, en la provincia, el accidente de Víctor Legrotaglie, que desnudó el colapso de las terapias intensivas en los hospitales públicos de Mendoza (entre otros muchos colapsos).

Ante lo cual, el nuevo plan de cobertura universal en salud que anunció el Gobierno nacional y que comenzará a tomar forma desde mañana en Tucumán, con temprana adhesión de Mendoza, abre una módica ventana de esperanza.

Pasó el gobernador Alfredo Cornejo anunciando su candidato a nuevo procurador de la Provincia (el jefe de los fiscales y defensores oficiales), Alejandro Gullé, hombre que no viene de la política (todo un dato) sino de la carrera judicial, donde, según dicen, representa a la "derecha moderada" del foro.
Un "juez práctico y determinado", como lo valora, textualmente, el ministro de Seguridad, Gianni Venier.
Pasó, como un huracán tranquilo, como un rock star, Felipe Pigna por el estadio lasherino Vicente Polimeni para referirse a San Martín, Belgrano y otros próceres ante unas 4.000 personas (más algunos centenares que lo han visto por el streaming de UNO y Canal 7), que escucharon, durante una hora y media, con atención, respeto y sonoro entusiasmo en algunos tramos, la palabra del historiador. Un acontecimiento inaudito para la provincia.

Pasaron cosas por Mendoza –y la Argentina– además de pokemones.

Resarcimiento federal
Junto con el plan de salud, el Gobierno firmó un acuerdo con los gobernadores para alcanzar equilibrio fiscal y para la ansiada devolución, en tramos, del 15% de coparticipación que se llevaba el sistema jubilatorio.

La decisión es trascendente porque les permite a las provincias empezar a salir de la trampa que les tendió Cavallo durante el gobierno de Menem y que no hizo otra cosa que irse cerrando cada vez más con el paso de los años.

Es un avance en la distribución primaria de recursos que a Mendoza le posibilita recuperar fondos que se perdieron por algunas medidas impositivas como la menor recaudación por Ganancias.

En cuanto a la distribución secundaria, esto es, cuánto se lleva cada provincia de la torta general, ahí no habrá cambios. Pocas expectativas tiene Mendoza de que, por el momento, le mejoren su porcentaje de coparticipación, como también reclama Buenos Aires.

Hay declaraciones bienintencionadas en ese sentido, pero nada más.

Apuesta energética
La apuesta más grande de Mendoza, en este momento, está en el área de Enrique Vaquié, ministro de Economía, Infraestructura y Energía.

Después de los anuncios "camineros" de días atrás, la atención de Vaquié se concentra en dos asuntos claves: el proyecto hidroeléctrico Portezuelo del Viento y el desarrollo de energías renovables.
"Voy bastante bien", se entusiasma respecto de la posibilidad de revivir el pacto que firmaran Kirchner y Cobos sobre Portezuelo y que, ahora sí, cuenta con la venia del gobierno de Macri.

Espera tener novedades concretas antes de fin de año.

En cuanto a las energías renovables es un dominio para soñar. Incluso, para soñar en "verde".

Pero no será sencillo. Para nada.

Mendoza licitará dos parques eólicos (en El Sosneado), tres microturbinas (en los canales Cacique Guaymallén y Montecaseros) y cinco parques solares (en San Martín, Luján, La Paz y Lavalle), que podrían ser dos más (en Maipú y Santa Rosa).

La apuesta de fondo es que los proyectos industriales terminen teniendo su base en Mendoza, aunque parte del capital sea extranjero.

Significaría una inversión directa de 250 millones de dólares que contribuiría a reforzar la metalmecánica lugareña.
El gran problema es el sistema licitatorio nacional, que sólo contempla precios. Con lo cual, conviene traer todo de afuera.
La Provincia aportará toda la logística a su alcance para favorecer la opción "localista".
Una batalla que vale largamente la pena.

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas