A Fondo A Fondo
domingo 20 de marzo de 2016

En la India podrá cumplir su sueño: hacer que esta vida sea más justa

La adolescente de 16 años que cuando niña brilló el cine con Road July y visitó Cannes, concursó y hará tareas solidarias en aquel país como integrante de una organización internacional de renombre

Es una muchachita de 16 años. Bien podría suponerse que ya alcanzó su sueño: ser actriz y haber sido parte de películas premiadas internacionalmente. Bien podría creerse que, ahora, solo sueña con la fama, con estar en la tevé, con estar en un elenco de una película de Hollywood. Pero no. Federica Cafferata se va a la India, para vivir una experiencia solidaria, transformadora. "Cuando uno tiene tanto, no hay nada mejor que darle algo a alguien para que esta sea una vida más justa", dice.

Debutó en el cine con Road July, después protagonizó el cortometraje Sea Child, ya pisó Cannes y las ofertas de trabajo son muy frecuentes. Uno supone que no debería desear otra cosa que avanzar en su carrera. Pero no. Quiere otra cosa. "Siento que tengo que usar esto como un puente, para llegar a los que necesitan, para que se visualicen aquellas necesidades que están ocultas", dice.

Federica analiza esto, mientras está con sus compañeros de colegio (el Instituto Cuyano de Educación Integral. ICEI) en Perdriel. Después de todo, más allá de su éxito, es una adolescente como todas. Y no va a India porque sea bonita ni por su profesión de actriz. Irá porque quedó seleccionada entre 250 jóvenes que debieron rendir un examen. Con ella, quedaron otros cuatro chicos más: "Ana Senesi, de Buenos Aires; Jerónimo Rodríguez, de Rosario; Amanda no sé el apellido, de El Bolsón, y Emilio Miro, también de Mendoza y que cursa 5º año en el mismo colegio que yo", cuenta.

Federica cumplió años el 2 de febrero. Su padre falleció cuando era todavía una niña de 6 años y su mamá, Sole Bermejo, la crió sola. Pero Federica dice que "por suerte, tengo una gran familia que siempre nos apoyó". En 2008 Sole se casó con Gustavo y eso le permitió a Federica incorporar más afectos.

Cuenta que India era un sueño, desde hace tiempo. "En las opciones que daba la UWC, estaban también Armenia, China, Gales, Italia, España, Singapur, Bosnia y otros sitios, pero yo hace bastante que quería ir a India", dice, y agrega: "Cuando terminé de filmar Road July yo le dije a mi mamá que quería ir a India. Prefería eso, a comprarme una computadora o lo que fuera. Finalmente no pudimos hacerlo y viajamos a Perú, que también fue una experiencia interesante, pero me quedó la ilusión de ir a India".

El viaje

Empezó a concretarse en octubre pasado. "Rendí un examen de cultura general. Fueron 250 chicos los que rindieron y yo quedé en un grupo de 39, que nos reunimos en Maipú en diciembre, para hacer distintas actividades. Allí evaluaron la personalidad, el comportamiento en grupo, el poder de liderazgo, la capacidad de expresarnos y la forma en que actuábamos ante diferentes situaciones".

Federica podía elegir entre otros destinos y también entre una beca de dos años y esta, la de India, de un mes y medio.

El viaje consiste en un curso que da la organización internacional UWC. "Primero estaremos a 14 kilómetros de Bombay. Allí trabajaremos sobre sustentabilidad y medio ambiente. Después también trabajaremos sobre activismo a través del cine y del teatro. Una de las actividades más interesantes es realizar actividades solidarias en el lugar, ir a cosechar arroz con la gente del lugar y también cada uno se alojará algunos días en casas de familia", cuenta, entusiasmada.

También viajarán hasta el Himalaya "y podernos llegar hasta el tempo del Dalai Lama y luego estaremos unos días en Nueva Delhi".

Cuenta que esta experiencia "significa mucho para mí", no solo por lo que significa en sí misma, sino porque también puede definir su futuro. "Estoy indecisa sobre qué seguir estudiando, anque se que estará dentro de lo humanístico. Quizás esté dentro del Derecho. Me interesa mucho todo lo relacionado con los derechos de las mujeres. Incluso quiero ver si, a través de este curso cine para el activismo, puedo llegar a mostrar algo. Sé que es un tema muy difícil para tocar, pero me gustaría mucho poder hacerlo".

Federica dice que, entre tantas cosas, "me impacta mucho que en India, hay muchas niñas que son obligadas a casarse a los 5 años. Las leyes en India son las mismas desde hace miles de años y esta costumbre se mantiene, entre otras cosas porque, a esa edad, se paga menos plata por la niña".

La joven actriz dice que esta preocupación por lo social "viene desde muy chica. Mi mamá trabajó mucho en la Casita del Puente Afectivo y siempre se hacían actividades solidarias en mi casa. Siempre había un montón de gente alrededor nuestro y nuestra misma casa era centro de esas actividades y siempre había músicos amigos organizando cosas, comidas solidarias y ese tipo de actividades".

Cuenta que en su familia "están orgullosos y, aunque sientan un poco de miedo, apoyan igual". Dice que igualmente tiene en claro qué precauciones debe tener. "Ya me han advertido que las polleras deben estar llegar hasta por debajo de la rodilla, que hay que andar con la cara tapada y no mirar a nadie a los ojos". Pero remarca que "todo es un aprendizaje y es parte de viajar y conocer las distintas culturas".

Federica se irá el 20 de junio. El 23 estará en India. Recién volverá el 5 de agosto. Será otra. O la misma Federica, pero mejor.

Fuente:

Más Leídas