A Fondo A Fondo
lunes 12 de septiembre de 2016

Comuna italiana denunció a Charlie Hebdo por caricatura sobre el terremoto

Una de las comunas más golpeadas presentó una denuncia contra la revista francesa Charlie Hebdo por una sátira que publicó con burlas por el trágico sismo.

Una de las comunas más golpeadas por el terremoto que el pasado 24 de agosto provocó la muerte de 291 personas en Italia, Amatrice, presentó una denuncia contra la revista francesa Charlie Hebdo por una sátira que publicó con burlas por el trágico sismo.

La denuncia, presentada ante la comuna de Reti por su abogado Mario Cicchetti, se basa en una sátira publicada el 2 de septiembre por la revista, con la firma de "Félix" y el título "«Séisme à l?italienne» ("Terremoto a la italiana"), que parodiaba a las víctimas comparándolas con platos típicos de la comida italiana.

Para el abogado, la revista representó a las víctimas del terremoto "con el fin de hacerlos parecer a los platos estereotipados de la tradición culinaria italiana", mientras que una segunda viñeta "culpó a la devastación del centro de Italia a la mafia".

En las viñetas, se hablaba de "Penne all?arrabbiata", ilustrada con un hombre lleno de sangre; «Penne gratinate», con una sobreviviente llena de polvo y "Lasagna", con capas de pasta alternadas entre cuerpos bajo los escombros.

"Esto es un insulto espantoso, inconcebible y sin sentido a las víctimas de un evento natural", criticó Ciccheti, en declaraciones que reprodujo la estatal Rai. "Las dos viñetas ofenden la memoria de todas las víctimas del terremoto, los sobrevivientes y la ciudad de Amatrice", agregó el abogado, quien planteó que "es absolutamente configurable la difamación agravada y no se puede considerar la circunstancia atenuante del derecho a la crítica de ninguna manera que subsiste en forma de sátira. No todo puede ser considerado sátira".

Con la denuncia, Amatrice pide que el Fiscal de Rieti disponga de las investigaciones a fin de determinar si la publicación de las caricaturas configuraron la comisión de delitos por parte de los autores, Felix y Coco, y los directores responsables de la revista.
Fuente:

Más Leídas